Top Menu

Cómo salir del círculo vicioso de la insatisfacción

Por Raquel

Publicado en | Tags : ,

 

Los 40 son una edad maravillosa, trascendental y de cambio.

¿Te lo habían dicho alguna vez?

Seguro que no.

Es que hay cosas que la vida no te cuenta.

Hay creencias que no te crees.

Y así vas por la vida.

Creyendo que tienes todo el tiempo del mundo.

Que la libertad es sólo para algunos.

Que la suerte para otros.

Y el éxito para unos pocos.

Aunque llegados a este punto, y a esta edad, igual empiezas a rebatir algunas cosas.

El paso del tiempo es para todas, pero tú te ves más joven.

Todo lo que te han contado es mentira, porque tú tienes ya tu propia verdad.

El desarrollo personal y profesional parecía tener destino final y no lo encuentras por ninguna parte.

Decepciones amorosas, rupturas, trabajos, ascensos, despidos, pérdidas, ahorros, mudanzas, casas, viajes, maletas… hacer y deshacer.

Tu vida es un continuo hacer y deshacer creencias, experiencias, historias e incluso vidas en una sola vida.

La tuya.

Después de todo este aprendizaje.

Después de haber tenido tiempo de conocerte.

Quieres algo más, algo distinto, un cambio.

Una seguridad segura, no incómoda ni abrumadora.

Una tranquilidad con bienestar y paz interior, no una calma tensa.

Una ilusión duradeda, que no se esfume cual deseo se pierde con una estrella fugaz.

Una confianza en ti misma real, nada de confianza ciega.

Un ejemplo para los tuyos con una referencia brillante, no una imagen irreal.

Porque estás en el momento justo.

En el punto perfecto.

Para parar.

Reflexionar.

Y decidir.

Para conectarte con tu verdadera ESENCIA.

Tu mejor yo.

La mujer que quieres admirar y no está en Instagram.

 

¿Cuál es tu definición de éxito?

Es el momento de elegir qué éxito quieres para tu vida.

Qué legado quieres dejar.

Qué recordarán de ti los demás.

Ahora mismo ven en ti a una mujer conformista, quizá algo estancada, sin hobbies ni grandes aspiraciones.

Quizá ven en ti a alguien tranquila, sin muchas ideas, algo enfadada, irritada y con cara amarga.

O puede que sólo vean en ti una sonrisa amable algo entristecida.

Ya no hay brillo en tus ojos, ni ilusión en tu mirada por nada de lo que haces.

Andas cansada, con prisas y listas enormes de obligaciones autoimpuestas.

Sin mucho tiempo para ti, quemada y sin nada que te divierta.

Riñendo a diestro y siniestro (hijos, compañeros, jefe o marido).

Intentando hacer algo nuevo sin nunca arrancar.

Ahogándote un poco más en el agujero.

Sin ver la luz, sin encontrar respuestas de por qué estas así.

¿Te sientes identificada?

¿Es posible que los demás te vean así?

 

Cómo salir del círculo vicioso de la insatisfacción.

No hagamos de esto un drama.

Todas tenemos rachas, pero no te afinques a ellas.

Si estás leyendo estas líneas ya hay algo dentro de ti que quiere cambiar, quiere despertar.

Quiere mandar a paseo qué pensarán los demás.

Quiere dar una patada a sus temores.

Y quiere apostar por la verdadera mujer que no saben ver los demás.

Detrás de esa mujer con cara seria, que parece que no quiera nada más, que vaya por la vida con piloto automático algo alterada…

Te escondes tú.

Una mujer con sueños, con esperanzas, con el deseo que todo puede ser diferente.

A veces nos sorprendemos pensando “ojalá mi hija no tenga que pasar por lo que estoy pasando yo”

Porque te sientes inferior, fracasada, defraudada…en tu vida personal y profesional.

Sólo porque no es como te habías imaginado.

Sólo ese pensamiento podría tener la fuerza suficiente para ayudar a tu hija a sentirse una triunfadora en su vida con sus decisiones y con sus circunstancias.

Porque el mayor éxito es seguir vivo, tener buena salud y poder dar amor a otros.

Y eso lo tienes ya dentro de ti.

Tienes todo para triunfar en la vida.

Y también para tener todo el éxito profesional que desees.

Sólo tienes que reconocer que tienes ya todo dentro de ti para ser merecedora de ese éxito.

Porque en el momento lo reconozcas, cambiará todo.

Te sentirás capaz de llegar a tu éxito.

La definición que tienes tú de éxito. No busques fuera de ti.

Serás capaz de saber que quieres reinventarte (aunque no tengas ni idea de en qué ni cómo).

El primer cambio que necesitas ver en ti es de actitud, de pensamiento, de emoción, de energía.

Si consigues reconocer cómo estás, cómo te ven los demás y cómo te sientes.

Ese es el primer paso para empezar a brillar.

Romper con esas barreras y ese estilo de vida en el que estás inmersa, prenderá la primera chispa de ilusión, de motivación y de esperanza.

Empezarás a centrarte en las oportunidades y las posibilidades que tienes y en cómo ir a por ellas.

Dejarás de lado esos sentimientos de inferioridad, de comparación con otras mujeres, de envidia y de disgusto.

Que pueden convertirse en un lastre en forma de enfermedades puntuales o crónicas.

Sino compruébalo.

 

El test de la insatisfacción en 3 preguntas.

¿Cuántos dolores tienes en el día a día?

¿Los fines de semana en tu tiempo libre estás tan cansada que no te apetece nada más que descansar?

¿Tienes la impresión de ir corriendo a todos los lados y aún así no exprimir todo tu tiempo al máximo?

Todo en nuestra vida está conectado.

El trabajo con el estrés.

El estrés con irritabilidad.

La irritabilidad con la tristeza.

La tristeza con el cansancio.

El cansancio con la falta de energía.

La falta de energía con los enfados.

Los enfados con tu salud.

Tu salud con la pérdida de tiempo.

La perdida de tiempo con tu vida.

¿Te resulta familiar este círculo vicioso en el que estás metida?

¿Te gustaría coger el primer eslabón y encontrar un poco de luz y alivio a la situación que vives ahora?

¿Hay alguna decisión que te ayude a salirte del bucle?

Te leo en los comentarios :)

Sobre Raquel

Dicen que expresa con la mirada más que con las palabras y que su sonrisa es una de sus armas de desmarque, pero lo que más le gusta es que esa sonrisa se convierta en risa. Desde que descubrió el coaching tiene claro que este es su camino y no ha dejado de luchar. Ha vivido un proceso hasta llegar donde está y quiere ayudarte a que tú también lo consigas. Cada día tiene la oportunidad de conocer y ayudar a mujeres reales como tú. Puede inspirarte, guiarte y ayudarte para que disfrutes de tu vida de forma real y auténtica. Para ella es emocionante retarse para que vivas, sientas y ames intensamente. Todo lo que hay en tu vida comienza y acaba en ti…

¿Te ha gustado? Compártelo ;)

6 reflexiones en Cómo salir del círculo vicioso de la insatisfacción

  1. Mónica Responder 20 octubre, 2017 at 11:25 am

    Esta claro que el primer paso es la actitud, de hecho cuando estás bien, todo va bien, no cuesta tanto las cosas, aunque te encuentres con muros…
    Pero a veces es inevitable que esa actitud se desvanezca, y no te veas capaz de seguir adelante, de conseguirlo…
    Creo que lo importante es conocerse, quererse, y tener confianza en una misma, saber que puedes si te lo propones…Y en esos momentos de bajon? nos tomamos un respiro?

    #
    • Raquel
      Raquel Responder 20 octubre, 2017 at 11:56 am

      Mónica, cuanta razón tienes, indispensable una buena actitud y conocerse a una misma.

      Cuando estás bien todo va bien justo porque estás bien, pero a veces hay etapas, situaciones, momentos… que nos desequilibran y te hacen perder la motivación, las razones e incluso la confianza en ti.

      No estás bien y no sabes cómo actuar para estar mejor o ni siquiera encuentras fuerzas.

      Para ello darse el permiso de parar y de tener un respiro es estupendo, pero hay más cosas que podemos hacer para esos momentos de bajón.

      Podemos en ese respiro, en ese stand by, observarnos y observar la situación, aprender cómo hemos interpretado y actuado para llegar a ese bajón que nos hace estar como estamos y encontrar herramientas propias, que solo tú tienes para que ese momento de bajón sea el mínimo que necesitemos, que no se enquisten creencias para nuestro futuro y podamos salir de ahí con más alternativas para no llegar a posibles bajones que podamos evitar.

      Cuidando de ti, de tu mentalidad, tus pensamientos, tus emociones… estés en el momento que estés, hay que aprender a cuidarse.

      Gracias por tu comentario Mónica, me ha encantado.

      Un abrazo

      #
  2. Rose Responder 21 octubre, 2017 at 4:13 pm

    Buf tan reflejada que no sé qué decir. Bueno si añadiría que aparte de lo leído yo me siento más. Fracasada y sola porque me divorcié y tengo 2 niños. Me da la sensacion que solo trabajo y trabajo y descanso para volver a trabajar… busco esa chispa pero estoy buscando Mál creo porque no la encuentro.
    Muy bueno el post, da que pensar!

    #
    • Raquel Gargallo
      Raquel Gargallo Responder 22 octubre, 2017 at 11:05 am

      Hola Rose, entiendo perfectamente las sensaciones y las emociones que te invaden día a día para ti y para tus hijos. Si estás buscando es porque estás activa y eso es muy buena señal, aunque como tú dices a veces cuesta dar con la clave que se acople a nuestra situación, nos haga tener un momento para nosotras, nos ilusione y además nos permita en el presente cambiar de actitud incluso en el día a día con nuestros hijos, o en un futuro ver otra posibilidad de libertad para vivir como soñabas.

      A veces solas no podemos porque estamos bloqueadas por nuestra monotonía, nuestras creencias, lo que los demás no nos dicen o nos han dicho que es lo correcto hacer… y alguien externo nos puede dar un punto de vista para encontrar muchas veces lo que tienes delante de ti y no ves.

      Y esto último lo digo con conocimiento de causa ya que he trabajado con muchas mujeres que han cambiado por completo como se sentían y con algo más sencillo de lo que imaginaban.

      Pero muchas veces estando en nuestro bucle, con ese nubarrón encima, ese cansancio agotador no nos permite ver nada más.

      Yo quiero decirte que cambies la palabra “fracasada” porque para nada es real. Eres una mujer que ha vivido y tiene que hacer frente a situaciones y lo has hecho de la mejor manera posible, no has sabido de otra. Y si ahora eres consciente de que estás buscando algo más, porque te lo mereces, ve a por ello Rose.

      Un abrazo enorme

      #
  3. Rosa Nelva Responder 6 noviembre, 2017 at 10:35 pm

    Soy Rosa tengo 37 años rompi un compromiso hace 8 meses pero sigo enamorada de mi ex y uno de los motivos porque termine es lo veia como un hombre conformista y otros motivos mas, pero cuando yo estaba con el era mi motivación para querer hacer todo pero desde que terminamos se me fueron hasta las ganar de trabajar y estoy viviendo en una zona de confort que no me agrada pero necesito salir de ello porque me hace sentir una mujer fracasada y conformista y nose por donde empezar a cambiar mi vida. Por favor necesito tus comentarios, un saludo.

    #
    • Raquel Gargallo
      Raquel Gargallo Responder 7 noviembre, 2017 at 5:39 pm

      Hola Rosa, siento los momentos por los que estás pasando, ya que no es fácil tomar una decisión así, queriendo a una persona, para después “pelearse” (una expresión para entendernos) con una misma.

      Hay varios temas que son importantes, a nivel relación sentimental dices que sigues enamorada de tu ex, y es una sensación muy recurrente cuando ya ha pasado un tiempo y parece que nuestra vida no ha avanzado, mejorado ni cambiado como esperábamos. Volvemos a conectar con esos sentimientos y ese recuerdo.

      Pero por una parte te diré que lo puedes querer, los recuerdos pueden aflorar en ti sentimientos de cariño, amor… pero estar enamorados es un estado que tiene un tiempo determinado y no podríamos siempre estar en esa fase, por lo que tendrías que trabajar para reconducir esos sentimientos para que no te confundan y te hagan machacarte a ti misma.

      Para tener una relación y crear un proyecto común son muchas cosas las que tienen que encajar y funcionar. Comentabas que él era el motivo por el que hacías todo y ahora estás bloqueada sintiéndote cómoda o incómoda en tu zona de confort, sin avanzar y sintiéndote “fracasada”.

      Aquí hay una pieza clave que tienes que trabajar: qué imagen tienes de ti, qué esperabas de ti en esta situación a nivel laboral y dónde te gustaría llegar o qué te gustaría hacer. Y trabajar también qué significa ser conformista para ti, porque muchas veces nos exigimos ser o no ser de una determinada manera y eso nos condiciona, nos presiona y sufrimos por ello.

      El primer paso ya lo has dado, que es expresar y asumir dónde te encuentras. El siguiente paso sería poder trabajar este aspecto a nivel personal para ordenar ideas y posibles caminos que tienes delante de tiburones para empezar a crear el cambio que quieres en tu vida.

      Estando en tu situación, igual te parece que va a ser costoso y lo ves una montaña, pero es cuestión de ir paso a paso. En 40yqué tenemos varios tipos de programas que te pueden ayudar. Si quieres, puedes escribirnos a hola@40yque.com y te explicamos detenidamente y de forma personal cómo podemos ayudarte a crear la vida que deseas y convertirte en la mujer que admiras.

      Un abrazo, Rosa

      #

Deja un comentario


También te puede interesar...